LasIndias.blog

Conquistar el trabajo es reconquistar la vida

Grupo de Cooperativas de las Indias

videoblog

libros

Alibaba: La gente normal puede hacer cosas extraordinarias

Según cuenta él mismo, hasta 1995 no había tocado un teclado, pero el descubrimiento de Internet cambiaría su vida por completo. En 1999 funda Alibaba, una compañía que si algo generaba de forma masiva era desconfianza. Para él significaba poner en marcha una herramienta que permitiría a millones de empresas salir de la miseria y competir en el mercado global.

El futuro aquí y ahora: Keynes, Marx, Dewey, Foucault, Dreikurs, Zamenhof, etc.

AlibabaEn las últimas semanas, Hangzhou ha aparecido en la prensa de todo el mundo asociada a dos nombres: Jack Ma y Alibaba. Considerada por los exploradores europeos la Venecia de Asia, Hangzhou es hoy en día uno de los principales destinos turísticos para chinos. Dedicada tradicionalmente a la producción de seda, de té y al comercio, durante los años 90 comenzó a orientarse hacia el sector servicios.

HangzhouDecir que en los 90 soplaban vientos de cambio en la ciudad de Hangzhou sería exagerado, sin embargo, a nivel global Internet se estaba expandiendo, y sobre ella aparecía la primera oleada de empresas. Aquellos años fueron los de buscadores y directorios. En ese mundo nuevo que representaba la World Wide Web faltaban guías, los usuarios reclamaban sitios desde donde acceder a los contenidos. A estos les siguieron los portales verticales, que en la misma línea se postulaban como la puerta de entrada a la red (y a ser posible, sin salida). Colocaban todo lo que el usuario pudiera necesitar, noticias, correo electrónico, buscadores, contenidos temáticos. No faltaba capital para ellos, era la burbuja puntocom. Aquel universo estallaría en los primeros años dos mil llevándose por delante un sin fin de empresas.

Y es en 1999 que se funda Alibaba. Sus objetivos: facilitar las transacciones comerciales para las pequeñas empresas en Internet y perdurar en el tiempo. Sus 18 socios fundadores establecieron la que para ellos era un diferencia fundamental con las start-ups de la época. Su rumbo se alejaba de rondas, capitalizaciones y cesión del control de la compañía a los nuevos propietarios. Su negocio debía perdurar al menos 102 años.

Durante mucho tiempo, Alibaba fue la imagen de la globalización de los pequeños. Por primera vez, fabricantes y distribuidores comerciales tenían a su servicio una plataforma que sin mediar costes de gestión ni tasa alguna ponía en contacto directo a compradores y vendedores. Algo que era visto como una oportunidad de oro en China y despertaba el recelo de la industria proteccionista en América y Europa. Pronto, las acusaciones de piratería y de vender falsificaciones comenzaron a ser habituales en el mundo desarrollado.

Alibaba? What are you talking about?

Jack MaSe dice que los 18 fundadores se encontraron a iniciativa de Jack Ma, un joven que tras hacer un viaje a Estados Unidos se dá cuenta del potencial de Internet. Asume la presidencia de la compañía y se encarga de su estrategia de desarrollo. Hacia afuera, lo único que le importa es la satisfacción al cliente. Hacia dentro, la generación de un espíritu de pertenencia y comunidad. Él mismo adopta el nombre de un personaje épico de novela, Feng Qingyang, un maestro al estilo clásico de Kung Fu o «Tigre y Dragón». Y seguramente sea ese espíritu el que le ha llevado a promover entre los trabajadores un sistema que incentiva la acción y relativiza los fallos derivados de ella.

Se refiere a la trayectoria de Alibaba como la de los «1001 errores»: según Ma, un marco de valores internos, la austeridad y la perseverancia son los responsables del éxito de la compañía.

Semanas antes del lanzamiento de la IPO en EE.UU., Jack Ma envió una emotiva carta a sus empleados.

Hace quince años, 18 fundadores de Alibaba se unieron decididos a crear una empresa china que pudiese ser considerada como una empresa global de Internet, con la esperanza de que se convertiría en una de las diez mayores compañías de Internet del mundo y que iba a durar al menos 102 años. Quince años después, tenemos la suerte de estar todavía aquí. Vivimos mejor ahora de lo que podríamos haber imaginado en aquel entonces.

…durante 15 años hemos perseverado en nuestra misión de hacer más fácil los negocios en todo el mundo, porque insistimos en un sistema de valores en el que el cliente es lo primero, porque hemos persistido en creer en el futuro, y porque hemos insistido en que la gente normal puede hacer cosas extraordinarias.

Jack Ma CartelLo que viene después es bien conocido, Alibaba cerró la mayor capitalización en bolsa en la historia de los EE.UU, es el principal operador de comercio electrónico, sobrepasando en cifras de venta a eBay y Amazon. En los últimos años se lanzó a crear su propio sistema de pagos, AliPay, y recientemente cerró la compra de Youku Toudu.

A pesar de haber sido la cara pública del proyecto durante todo su desarrollo, en mayo de 2013 Jack Ma decidió dar paso a los ejecutivos más jóvenes de la compañía: «Veo que los jóvenes de Alibaba tienen sueños mejores y más brillantes que los míos, y son más capaces de construir un futuro que les pertenece a ellos», declaraba.

En Jack Ma encontramos todas las características del nuevo capitalismo. Sin Alibaba no existiría la globalización tal como la conocemos hoy, ni sería posible la economía directa o la nueva producción industrial. Precisamente por eso puede permitirse ser cool y mostrar su compromiso social. ¿Quién se atreve a llamarle pirata ahora?

«Alibaba: La gente normal puede hacer cosas extraordinarias» recibió 1 desde que se publicó el Jueves 22 de Mayo de 2014 dentro de la serie «» . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Natalia Fernández.

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos nuestros blogs en la
página de registro de Matríz.

Diseño y programación por el Grupo Cooperativo de las Indias. Visita el blog de las Indias y suscríbete al videoblog.