LasIndias.blog

Conquistar el trabajo es reconquistar la vida

Grupo de Cooperativas de las Indias

videoblog

libros

Ecoperiódico: un balance crítico

A un poco menos de año de su creación el Ecoperiódico nos deja muchas luces… pero también nos hace poner en cuestión algunos presupuestos del periodismo participativo que entonces compartíamos.

El Ecoperiodico cambia de piel y renueva y amplía su equipo. A Arnau se unió primero Paco y en unos días se unirá Maki.

Hemos generado un espacio de diálogo y encuentro que nos ha permitido organizar actos públicos con peso en el sector, actos en los que el uso del vídeocast ha dado resultados excelentes en la difusión y amplificación de los debates que hemos organizado hasta ahora.

Gracias a esa experiencia seremos el medio de comunicación oficial de Ambientalia 2008, macroevento que reune al III Congreso Andaluz de Desarrollo Sostenible, al VII Congreso Andaluz de Ciencias Medioambientales y el I Encuentro Estatal de Investigadores Ambientales. Todo un éxito.

Decíamos hace poco menos de un año que la primera clave

a la hora de plantear un proyecto de periodismo participativo es tener claramente delimitado el demos y saber transmitirlo a la comunidad a la que nos dirigimos.

Esto desde luego lo hemos hecho muy bien. No hay entorno de interés verde, desde las manis por el cierre de Almaraz a las salas de prensa del Congreso de los Diputados donde nuestros compañeros no sean habituales, conocidos y apreciados. Gracias a eso hemos dado entrevistas exclusivas y coberturas únicas documentadas en vídeo de evidente interés para la blogsfera medioambientalista.

Pero hemos fallado en el desarrollo participativo. Partíamos de la idea de que era clave:

la dimensión de alfabetización digital y enseñanza de habilidades expresivas que [estos proyectos] deben de tener necesariamente.

Si entendemos el periodismo participativo como una herramienta para la primera fase de la digestión informativa de una red (generar noticias), centrar nuestras esperanzas de participación en los que están en la segunda (opinión y análisis) desde los blogs de esa misma red, sería un grave error. Por el contrario, lo previsible es que la mayoría de los periodistas ciudadanos no sean bloggers. Habrá bloggers también por supuesto, pero de entrada sólo los líderes comunitarios, los activistas, priorizarán tanto la construcción de la red como para robar tiempo para ambas cosas.

Si… nuestro plan de despliegue no ha cuajado porque de esos 2000 fieles que nos leen diariamente son pocos, poquísimos, los que envían noticias. Como esperábamos lo que la blogsfera verde espera del Ecoperiódico es que le aporte una agenda de temas amplia, materia prima para discutir y reflexionar. Nos piden ser la agencia de noticias de la red. Y en consecuencia nos mandan pocas cosas.

Y a los otros, los grupos conservacionistas locales, las pequeñas empresas del sector, los técnicos que no tienen blog, si queremos que participen tendremos que enseñarles y animarles a manejar las herramientas a su disposición… y la pregunta que me surge ahí es sencilla: si les damos la formación ¿no sería mejor dársela para que conviertan en blogueros y fueran por tanto más independientes y potentes comunicativamente?

Yo creo firmemente que esa opción es la mejor. Sin formación no hay base para el periodismo participativo. Pero con formación sería mezquino no hacer blogueros (individuales y colectivos). Por supuesto que estos enviarán -y cierto que envían- noticias de tanto en cuanto. Pero la masa crítica que permitiría a un pequeño medio como ecoperiodico nutrirse sólo de eso, seguramente sería incluso mayor que lo que el propio medio ecologista organizado es hoy…

Conclusiones

Así que el balance final, casi un año después, para mi sería: hemos hecho un buen medio comunitario abierto a la participación pero no un periódico participativo. Creo que podemos estar orgullosos: el Ecoperiódico está siendo muy útil a la blogsfera y el entorno medioambiental en España. Tanto que el modelo está siendo asumido y replicado abiertamente en países como Argentina. Pero no, tal vez pasó el momento o sólo fue un espejismo, pero no hay dimensión para un periódico participativo en el entorno medioambiental español.

Así que disfruten del Ecoperiódico y su nueva presentación y no olviden que sigue y seguirá abierto a las noticias que quieran enviar. Pero tampoco olviden -no les queremos engañar- que detrás, redactando la mayoría de las entradas y seleccionando los cables de agencia, hay un equipo indiano que originalmente sólo quería coordinar y editar.

Mis felicidades y enhorabuena a ellos en vísperas de nuestro primer aniversario!

«Ecoperiódico: un balance crítico» recibió 0 desde que se publicó el Martes 11 de Marzo de 2008 . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Natalia Fernández.

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.