LasIndias.blog

Conquistar el trabajo es reconquistar la vida

Grupo de Cooperativas de las Indias

videoblog

libros

España y la tragedia de las escalas

Los datos de fondo de la economía española, más aún que el desarrollo bancario de la crisis con todos esos activos inmobiliarios tóxicos, muestran cómo tras la crisis se esconde la inadecuación del sistema financiero a un óptimo de escala cada vez menor. Todo replanteamiento, toda alternativa, ha de partir de un reenfoque a corto en la pequeña y la mediana empresa altamente productiva, la gran aliada para dejar que se materialice la disipación de rentas, y a largo tener la perspectiva de la transición hacia un modo de producción p2p.

frutaLos datos de la economía española son significativos: los datos de balanza de pagos y la fortaleza del sector exportador sólo pueden explicarse desde un aumento de la productividad con un efecto equivalente o mayor a una bajada sustancial de salarios.

La pregunta entonces es por qué el capital fluyó desde un tejido empresarial que se hacía cada vez más productivo hacia las burbujas especulativas llevando al conjunto de la economía hasta lo que muchos auguran como un punto de no retorno.

El hecho es que España e Italia concentran su productividad agraria, industrial y de servicios en empresas de media y baja escala. Empresas que han compensado el incremento de los costes salariales unitarios a base de un esfuerzo continuado de adaptación tecnológica y mejoras en procesos, pero que precisamente por haberlo hecho bien han sido sumamente eficientes en su inversión. No ha habido pelotazos ni grandes apalancamientos en la PYME. Se ha financiado la capitalización a base de circulante (lo que de paso les hizo muy sensibles al «cierre del grifo» por los bancos).

Pero el capital necesitaba una exuberancia que las pymes no ofrecen, es decir necesitaba una escala que los pequeños no tienen y que sólo podía intuirse en el mundo de «lo pequeño» especulando con la creación misma de empresas tecnológicas que tuvieran visos de cambiar de escala y «copar» mercados masivos. Pero como enseñan los datos de los fondos de capital-riesgo, no daba para tanto: escalar esas bolsas de inversiones sólo se consigue mermando la rentabilidad hasta casi el tipo de interés.

El capital en España, precisamente por el rápido y sostenido desarrollo productivo del tejido económico, «no tenía hueco en la producción» y de ello se dio cuenta pronto el capital extranjero, que fue reduciéndose paulatinamente desde principos de la década. El único camino eran las rentas aseguradas por la generación artificial de escasez. Y para eso nada mejor que unos planes de ordenación urbana que «aseguraban» la revalorización sobre la complicidad de unos ayuntamientos siempre infrafinanciados que para mantener las inversiones urbanas declararaban urbanizable menos suelo del que se demandaba a los precios -ya inflados artificialmente- en cada momento. Estado y bancos jugaban. De las cajas -terreno compartido por ambos- ni hablemos. Y así el capital que llegaba como goteo al tejido productivo, caía en cascada sobre la burbuja inmobiliaria… por lo mismo que a nivel global se reforzaba la legislación de propiedad intelectual, se recentralizaba Internet o se impulsaba una globalización asimétrica: para capturar grandes rentas que satisficieran las necesidades de unas preferencias de riesgo divorciadas del sistema productivo y el desarrollo.

Conclusiones

Los datos de fondo de la economía española, más aún que el desarrollo bancario de la crisis con todos esos activos inmobiliarios tóxicos, muestran cómo tras la crisis se esconde la inadecuación del sistema financiero a un óptimo de escala cada vez menor. Todo replanteamiento, toda alternativa, ha de partir de un reenfoque a corto en la pequeña y la mediana empresa altamente productiva, la gran aliada para dejar que se materialice la disipación de rentas, y a largo tener la perspectiva de la transición hacia un modo de producción p2p.

«España y la tragedia de las escalas» recibió 0 desde que se publicó el martes 29 de mayo de 2012 . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por David de Ugarte.

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.

Grupo de Cooperativas de las Indias.
Visita el blog de las Indias. Sabemos que últimamente no publicamos demasiado pero seguimos alojando a la red de blogs y a otros blogs e iniciativas de amigos de nuestras cooperativas.