LasIndias.blog

Conquistar el trabajo es reconquistar la vida

Grupo de Cooperativas de las Indias

videoblog

libros

Garum: un objetivo por el que luchar

El mundo tiene un nuevo antónimo para «descomposición»: Garum.

Ayer, 16 de febrero celebramos el «día Garum Europa 2011». Asistieron casi 400 personas y cientos de personas más lo siguieron en directo mediante streaming. El éxito ha sido recogido en toda la prensa española, en no pocos blogs y transmitido a través de centenares de recomendaciones y referencias en twitter que convirtieron #garum y #diagarum en «trending topic» global por unas horas…

Las alarmas de noticias sonaron sin parar durante todo el día. A fin de cuentas, Jose Ignacio Goirigolzarri había reunido en un sólo acto no sólo a los dos modelos de mayor éxito alentando y acompañando emprendedores, sino al que es considerado uno de los tres padres de Internet, al que sin duda lo es del ciberpunk como estilo literario, al creador de uno de los pilares fundamentales del software libre y al que fuera uno de los primeros exploradores del mundo virtual y hoy es el principal profeta de la Economía P2P.

Y de hecho, la conferencia inaugural de Douglas Rushkoff fue de todas de las de los ponentes, la más comentada. En primera fila Juan Urrutia sonreía y asentía a las constantes referencias del autor a su lógica de la abundancia, Gonzalo Martín aplaudía su vindicación de la moneda P2P frente a la monopolizada por los estados y los indianos se deleitaban en su reconstrucción del mito del Arte. Horas después, todavía se podía escuchar el rumor del debate abierto… hasta en los autobuses públicos.

El público, en fila cerrada, escuchó atentamente a todos los ponentes y participó sin timidez. A primera hora uno de los participantes nos comentaba:

Es increíble, forman dos grupos iguales, uno de corbatas y otro de jerseys, cada uno se ha puesto en un lado de la sala, como el agua y el aceite… y sin embargo sonríen juntos y aplauden al mismo tiempo

A lo largo de siete horas, a base de conversaciones cruzadas en torno a pintxos y cafés, poco a poco, la divisoria se fue disolviendo. Del nubarrón de trajes grises y azules separado de los colores de la ropa de los jóvenes se fue pasando poco a poco a un mar donde no destacaba en absoluto Jose Luís Larrea, presidente de Ibermática, bromeando con un linuxero con rastas. La imagen era simbólica y los presentes nos dábamos cuenta de que estaba sucediendo algo realmente importante. La impresión llevó al propio Rucker a pedir a la audiencia que les permitiera fotografiarles desde el mismo atril en el que hablaba.

Goirigolzarri: «La historia de Garum es la historia de sus conversaciones»

El discurso del día se enhebraba solo intervención tras intervención: recuperar el poder de las redes distribuidas, retomar el control de las herramientas… y usar ambas cosas para crear mercados y generar conocimiento con los que

Todo aquel que quiera asumir los riesgos de creación de una empresa, esté donde esté, pero con una idea plausible, tenga acceso a las herramientas y el conocimiento excelente necesarios para llevarla a la práctica

El discurso final fue más allá de lo emocionante. Ni rastro de aquel Goirigolzarri técnico y frío que comentaba en voz queda los balances de BBVA para los accionistas. Con voz alta y clara, con una entonación que transmitía decisión, describió el nudo gordiano de los futuros que vienen:

Nunca como ahora el conocimiento, y no el capital, ha sido tan importante. Nunca como ahora la posibilidad de emprender proyectos empresariales ha estado tan cercana. Nunca como ahora un proyecto global ha sido tan accesible…

En ese marco revolucionario las condiciones están dadas para hacer posible que pequeños emprendedores de todo el mundo puedan apropiarse del conocimiento hasta ahora reservado a las grandes universidades. Es más, las condiciones están dadas para que puedan hacer suya la globalización, jugando en un terreno global desde el primer día, a través de una Internnet en la que lo distribuido recupere terreno y protagonismo frente a lo descentralizado, necesariamente controlable y apropiable por jugadores de ventaja. Y sin embargo…

El objetivo es hercúleo, imposible para una persona o para un grupo que desde el aislamiento quiera tener algún tipo de impacto real. Pero no es el caso de Garum. Garum nace como un proyecto abierto y precisamente por eso, tenemos una gran ambición, porque somos conscientes de que nunca como ahora la tecnología nos ha permitido ayudar y acompañar a los que quieren crear empresas. Nunca como ahora ese apoyo se puede basar en el conocimiento compartido y generado por tanta gente. Nunca como ahora ha sido posible el acceso de tantas personas al conocimiento libre, en cualquier parte del mundo. Nunca como ahora se han podido crear redes de conexión entre empresas que abran mercados entre ellas.

Desde ayer el mundo tiene un antónimo para «descomposición»: Garum. Nadie que quiera empujar y compartir quedará fuera, nadie que se una quedará solo. Como concluía Jose Ignacio Goirigolzarri en su discurso:

El objetivo de Garum (…) es un objetivo por el que merece la pena luchar.

Lo haremos.

«Garum: un objetivo por el que luchar» recibió 1 desde que se publicó el jueves 17 de febrero de 2011 . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por David de Ugarte.

Pingbacks recibidos desde otros blogs

  1. […] de haber colaborado, en lo que hemos podido, a un gran éxito colectivo pero sobre todo con un compromiso con el horizonte que Garum Fundatio abrió el día 16. El lunes comienza una nueva […]

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.