LasIndias.blog

Conquistar el trabajo es reconquistar la vida

Grupo de Cooperativas de las Indias

videoblog

libros

Los makers del espacio

La próxima revolución vendrá del espacio. La revolución p2p aeroespacial incorporará a cientos de miles de ciudadanos a la exploración del espacio y llegará mucho más allá de lo que ningún estado ha conseguido hasta el momento. Los primeros colonos humanos de nuevos planetas serán makers.

Astronauta en el espacioLas impresoras 3D han llegado al espacio, la primera, instalada en la Estación Internacional acaba de imprimir su primer objeto. El astronauta, emocionado, decía de nuevo la gran frase: «… este es un pequeño paso para el hombre, pero un gran paso para la Humanidad». Tanto Neal Amstrong como Buch Wilmore son protagonistas de un momento único, ese a partir del cual no hay vuelta atrás. Con ellos comenzó un camino, incierto como todo el de todos los futuros mejores.

Placa Made In SpaceHace cuarenta y cinco años el símbolo de la conquista del espacio eran las primeras huellas del hombre en la Luna. Empezaba la exploración. La placa recién salida de la impresora 3D, remarca un propósito muy diferente, el de la construcción de un nuevo mundo. Tras este primer logro las estaciones espaciales poco a poco dejarán de ser sitios a los que todo llega en paquete-correo desde la Tierra, esos habitáculos perecederos en los que se acumulan todo tipo de basuras hasta su abandono total como veíamos en Gravity.

¿Cómo llega una impresora 3D al espacio?

Aaron KemmerJason Dunn creció en el Golfo de México convencido de que de mayor trabajaría en la NASA o para alguna de sus grandes contratistas dedicadas a la exploración del espacio. Pero la inversión en el programa espacial fue disminuyendo poco a poco, la industria aeroespacial sufrió una auténtica reconversión, las instalaciones se desmantelaron, centenares de puestos de trabajo se perdieron… ser empleado de la NASA no parecía el mejor camino.

Jason DunnEn 2006, Dunn oyó hablar por primera vez de la nueva industria aeroespacial privada, asumió el reto, creó en 2008 su primera empresa espacial, EarthRise Space Incorporated, y participó en el Google Lunar XPrize. En 2010 se matricula en la Singularity University donde conoce a Aaron Kemmer. Juntos, deciden fundar Made In Space.

Made In Space, fue creada con el objetivo de permitir a la humanidad ser una especie interplanetaria. El primer paso para lograr ese objetivo es la posibilidad de construir hardware en el espacio.

Una hoja de ruta en 3 pasos

Zero Gravity PrinterUna misión ambiciosa que partía con una meta muy sencilla. Reducir el coste de envío de materiales y suministros a las estaciones espaciales comenzando la producción industrial en el espacio. Para ello diseñaron una hoja de ruta de 3 pasos: Aprender cómo hacer funcionar una máquina de impresión 3D en una atmósfera de microgravedad; Diseñar una impresora; Lanzarla.

Y así fue como Dunn llegó a la NASA, no como un aspirante a empleado, sino como un socio de proyecto. Después de 30 mil horas de testing y de 400 vueltas orbitales, la impresora Zero Gravity estuvo lista para salir al espacio. El pasado mes de septiembre se lanzaba a la estación internacional espacial, aún quedaba la instalación en la base tras un largo viaje. Tras algunos ajustes menores, hace unos días completaba la impresión del primer objeto, una placa en la que luce orgulloso el logotipo de Made In Space… y el de la NASA.

Cuando le preguntan a Dunn cuáles son sus planes para los próximos diez años, uno sabe que la respuesta no le va a dejar indiferente. Asegura que la próxima revolución industrial será en el espacio.

Moon base 3d printedMade in Space prevé un impulso de los entornos de programación y diseño, un desarrollo vertiginoso de los repositorios libres para la impresión de todo tipo de objetos (incluidos los propios mini-satélites) que permitan ir más allá en la exploración y en los asentamientos semi-permanentes. Un futuro cercano donde enviar y realizar el seguimiento de un satélite desde una app del móvil sea tan habitual como hoy lo es volar un drone. Para Dunn y para Kemmer la revolución p2p aeroespacial incorporará a cientos de miles de ciudadanos a la exploración del espacio y llegará mucho más allá de lo que ningún estado ha conseguido hasta el momento.

Produce vértigo y resulta aún increíble, pero la producción p2p podría finalmente llegar a abrir las las puertas de las «colonias lunares» de Philip K. Dick o Heinlein. Los primeros colonos humanos serán makers que asumirán el reto y el disfrute de crear sus propios herramientas.

«Los makers del espacio» recibió 11 desde que se publicó el miércoles 3 de diciembre de 2014 dentro de la serie «» . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Natalia Fernández.

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.

Grupo de Cooperativas de las Indias.
Visita el blog de las Indias. Sabemos que últimamente no publicamos demasiado pero seguimos alojando a la red de blogs y a otros blogs e iniciativas de amigos de nuestras cooperativas.