LasIndias.blog

Conquistar el trabajo es reconquistar la vida

Grupo de Cooperativas de las Indias

videoblog

libros

Miyazaki, cuando lo pequeño es grande

El cambio de escala por alcance. La transmisión de una filosofía en lo que hacemos y el establecimiento de marcos de acción y decisión, aceptando que la realidad es compleja y por lo tanto difícil de amoldar a planteamientos lineales que esperan alcanzar un único resultado. La lógica de red, el establecimiento de alianzas y la colaboración como forma de alcanzar un objetivo mayor, inaccesible en solitario y beneficioso para cada miembro de la red.

Prácticas en las Indias

Miyazaki: The Wind RisesCon «The wind rises» Hayao Miyazaki se despide del cine. Durante los últimos 30 años, su vida ha estado dedicada a crear historias para niños, dotando al cine infantil de una profundidad inusual, capaz de seducir a la crítica, la industria y al público adulto.

The wind risesSu historia es una mezcla de determinación y de obsesión por la generación de sentido. En su película final, un biopic de Jiro Horikoshi, muchos ven rastros biográficos. Nacido en 1941, la familia de Miyazaki era la propietaria de una empresa de auto-partes que trabajaba en la construcción de aviones de guerra para el ejército japonés. De niño solía visitar la fábrica con su padre, y de ahí su fascinación por las máquinas voladoras presentes en toda su filmografía, y su contradicción permanente entre los ingenios y sus fines belicistas.

Vivió el ambiente pre-guerra y las duras décadas de la reconstrucción. Como en buena parte de su generación, prendieron en él los discursos del pacifismo y del ecologismo. También lo hizo, a raíz de los cambios sociales, la necesidad de buscar la forma de conectar con la nueva generación de niños que crecían alejados del convencionalismo histórico nipón. Cuando a los 17 años vio en el cine la primera película animada hecha en Japón, decidió que eso era lo que quería hacer: contar historias a través de imágenes.

El poder del relato

Miyazaki's  WorldAl graduarse entró a trabajar en los estudios Toei Animation. Allí conoció a su mujer, Akemi, y a Isao Takahata, con quien años después fundaría Ghibli Studio. Se centró en el público infantil, y en concreto en niños de 10 años. Su objetivo: crear marcos de referencia jugando con la imaginación, la fantasía y los sueños.

Juntos buscan influir en la actitud de los niños ante el mundo, pero no mediante directrices, sino presentando elementos que permitan a cada niño construir su propia visión.

No creo que los adultos deban imponer su visión del mundo a los niños. Los niños son sobradamente capaces de formar sus propias visiones. No hay necesidad de meterles las nuestras

Por eso son historias cargadas de significado, a menudo relatos históricos, que enfrentan a los protagonistas con la realidad para descubrir que puede ser dolorosa, pero también que no hay lugar para el abatimiento. Sus protagonistas consiguen superarse a sí mismos, vencer las dificultades y alcanzar sus sueños. Tienen que sacrificar cosas, aprender a crecer y ganar a cambio de un vago sentimiento de nostalgia.

Cuando vives pierdes cosas. Es la vida. Así que es natural sentir nostalgia.

Pero el éxito no se consigue en solitario, sino mediante la colaboración con otros, a veces incluso con los «malos». Es la filosofía de ganarse al contrario, sumarlo a la causa.

Un mensaje sencillo no tiene que renunciar a ser profundo

ChihiroAl igual que Stephenson, Miyazaki considera que las historias juegan un rol importante en la formación del ser humano, y las que elabora para los niños además cuentan con la ventaja de poder generar nuevos comienzos a lo largo del relato, de una forma mucho más natural y sencilla que en el cine de adultos.

Por eso en sus películas todo es posible. Personajes de distinta naturaleza conviven entre sí: animales, dioses, humanos, autómatas. Todos con carácter propio y emocionalidad.

En estos tiempos, la palabra fantasía se aplica en Japón a cualquier cosa, desde programas de televisión a videojuegos, como sinónimo de realidad virtual. Pero la realidad virtual es una negación de la realidad. Necesitamos abrirnos al poder de la imaginación capaz de traer algo útil a la realidad. La realidad virtual puede enclaustrar a la gente. Ese equilibrio entre mundos imaginarios y virtuales es un dilema con el que lucho en mi trabajo.

Uno de sus rasgos característicos como director es el uso de las imágenes y los silencios. Atiende a un deseo expreso de captar la atención y generar empatía huyendo del esquema «ni un segundo sin acción».

ChihiroSus planos tienen mucho del cine de los grandes maestros japoneses, de la concepción shintoista de la belleza, de wabi-sabi y la conexión con la Naturaleza, de la concepción ma del tiempo y del espacio.

Los significados [del «ma»] no pueden explicarse con palabras, solo con imágenes. Eso es lo que las películas tienen que hacer.

Porque hacer películas para niños, según su lógica no debe suponer renunciar a la sofisticación y al «buen cine». Con «El viaje de Chihiro», industria, crítica y público cayeron rendidos ante su fórmula de contar historias. Consiguió batir récords de recaudación en Europa y EE.UU, llevando al cine de animación y al manga a niveles de aceptación y popularidad nunca vistos.

Su aventura empresarial

Hayao MiyazakiTras el éxito rotundo de Chihiro, Ghibli Studio estuvo a punto de ir a la ruina. El compromiso de entrega de las siguientes películas hizo necesario un aumento de plantilla y adaptación de las fórmulas de contratación de dibujantes y animadores. La necesidad de producir más y a mayor ritmo manteniendo la calidad supuso tal prueba de stress, que se dio cuenta de que incrementar la escala podía llevarse su negocio por delante fácilmente. Reorientó y optó por una fórmula de crecimiento que no estaba basada en atender más y más pedidos, sino en la complementariedad.

Crearon el Museo Ghibli, un espacio temático para sus personajes y películas. Cada año reciben cientos de miles de visitantes, producen contenidos de pequeño formato en exclusiva para el museo. Desde su creación se ha convertido en una importante fuente de ingresos para la compañía. Precisamente el museo será el sitio donde Miyazaki siga trabajando.

Ghibli Museum¿Podemos establecer analogías entre la concepción del cine de Miyazaki y la gestión de la empresa? Indudablemente. La selección de target de cliente, la elaboración de un producto aparentemente simple, sencillo de comunicar pero cargado de significado, con lecturas y puntos de conexión infinitos. El cambio de escala por alcance. La transmisión de una filosofía en lo que hacemos y el establecimiento de marcos de acción y decisión, aceptando que la realidad es compleja y por lo tanto difícil de amoldar a planteamientos lineales que esperan alcanzar un único resultado. La lógica de red, el establecimiento de alianzas y la colaboración como forma de alcanzar un objetivo mayor, inaccesible en solitario y beneficioso para cada miembro de la red.

Le vent se lève! . . . il faut tenter de vivre!
L’air immense ouvre et referme mon livre,
La vague en poudre ose jaillir des rocs!
Envolez-vous, pages tout éblouies!
Rompez, vagues! Rompez d’eaux réjouies
Ce toit tranquille où picoraient des focs!

Paul Valéry, «El cementerio marino»

«Miyazaki, cuando lo pequeño es grande» recibió 6 desde que se publicó el Jueves 5 de Junio de 2014 dentro de la serie «» . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Natalia Fernández.

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos nuestros blogs en la
página de registro de Matríz.