LasIndias.blog

Conquistar el trabajo es reconquistar la vida

Grupo de Cooperativas de las Indias

videoblog

libros

Esta semana tuvo lugar la presentación del que pretende ser el primer de paso hacia el fin de la guerra en Siria. Sentados en la mesa de negociación en Astana se encontraban representantes de Rusia, Turquía, Irán, del ejército rebelde apoyado por EEUU y del propio gobierno de Siria.

El conflicto de Siria se ha convertido en el modelo de eso que llamábamos ya en 2005 la nueva guerra renancentista: múltiples agentes con capacidad de enfrentar, mantener y ganar territorio a los ejércitos nacionales. Algunos viejos conocidos, como el paraestado shií libanés Hizbollah o la sección local de al Qaeda, Al Nusra, formalmente independizada de la matriz para la poder hacer alianzas con EEUU. Y la nueva estrella de la descomposición, el Estado Islámico. Ninguno de ellos atenderá a una mesa de negociaciones: una cosa es disfrutar una patente de corso y otra sentarse en la mesa de los estados. Pero sin todos los sujetos de poder a la mesa, la perspectiva de alcanzar la paz se torna difícil. Más cuando los intereses de las potencias y la de sus corsarios se alinean solo puntualmente. La doble baraja del tahur, es un juego de niños. Fernando de Aragón y Cortés estarían en su salsa.

El punto al que se ha llegado en las negociaciones supone la creación de cuatro zonas en las que, a partir de hoy estará prohibido cualquier tipo de ataque entre los firmantes que, en teoría, lo harían extensivo a sus corsarios. La población refugiada podrá regresar al país, dará comienzo la reconstrucción de edificios e infraestructuras civiles y se garantizará la actividad de las organizaciones de ayuda humanitaria.

Sin embargo, para lo que queda de la oposición siria, este acuerdo es inadmisible, sus representantes abandonaron la mesa de negociación y acudieron a la rueda de prensa para manifestar su indignación. La creación de cuatro zonas, cuya seguridad estará garantizada por los países firmantes, advierten, será el primer paso para consagrar la desintegración y la ruptura territorial de Siria. Señalan su total desconfianza hacia Irán como garante de paz, algo en lo que coinciden con EE.UU -su principal apoyo- e Israel, que otea desde los altos del Golán una descomposición que solo puede perjudicarle.

Abu Zeid, representante de la oposición declaraba que la misma consideración tiene para ellos la actuación del ejército sirio, que la del Estado Islámico, o Hizbullah -«terroristas que bombardean indiscriminadamente población civil»- por lo que, vistos los resultados de las negociaciones, seguirán combatiendo contra ellos. Todo apunta a que el acuerdo difícilmente podrá fructificar a corto. A lo largo del mes de mayo continuarán las conversaciones. Por el momento, hoy es sábado.

«Siria y la guerra renacentista» recibió 0 desde que se publicó el sábado 6 de mayo de 2017 dentro de la serie «» . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Natalia Fernández.

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.

Grupo de Cooperativas de las Indias.
Visita el blog de las Indias. Sabemos que últimamente no publicamos demasiado pero seguimos alojando a la red de blogs y a otros blogs e iniciativas de amigos de nuestras cooperativas.